Me imagino lo que estarás pensando…

¿A estas alturas te pones a hablar de email marketing, Mar?

Pero, ¡si hace años que estamos con el tema!

Lo sé, lo sé.

Sé que todos tenemos clarísimo que hay que enviar las famosísimas “newsletters” o boletines, a nuestros clientes.

Pero, mi experiencia como asistente virtual y online business manager me dice que el concepto, no acaba de encajar.

Todos mis clientes saben cómo funcionan los lead magnets, el valor de la lista para una empresa, la importancia de enviar mensajes con frecuencia…

Saben que el email marketing es una de las mejores maneras de mantener las líneas de comunicación con nuestros clientes permanentemente abiertas, y que, por lo tanto, es una de las mejores maneras para fidelizarlo e incitarle a que regrese a nuestro negocio.

Entonces, ¿cuál es el problema, Mar?

El problema está en la calidad de contenidos que comparten.

¿Qué les pasa a los contenidos?

Que ni informan, ni conectan con el cliente, ni incitan a la compra.

Y si tienen la suerte de no acabar en la basura del lector, los contenidos que la mayoría de las empresas envían al cliente, acaban por generar muy mala reputación.

Por eso, yo siempre les digo que deben cuidar sus contenidos.

Porque, desde mi puesto asistente virtual, veo el esfuerzo que todos ponéis en los envíos periódicos a vuestra lista, y me rompe el corazón ver que falla uno de los elementos más importantes de todo el proceso: contenido brillante, bien estructurado para conectar, fidelizar, y vender y sobre todo que sea para tu cliente ideal

De ahí que hoy, decidiese dejar los temas habituales en el blog de una asistente virtual, y dedicase este espacio a hablar de:

Cómo fidelizar al cliente con campañas de email marketing de calidad

  • El contenido en tu email tiene que ser de calidad

Y por contenido de calidad me refiero a contenido relevante para tu cliente ideal; contenido de última hora que le informe de las novedades en su sector, que le haga aprender, y por el que se sienta agradecidísimo.

Los resultados del partido en vuestra última jornada de Team Building, no le interesan. De hecho, cuanto menos habléis de vosotros, mejor a no ser que lo uséis para poner algún ejemplo de vuestra empresa que le sea de ayuda para aplicarlo a su negocio.

  • Responde a sus preguntas más importantes

Estás comunicándote con una de las personas más importantes de tu negocio.

Tienes el privilegio grandísimo de poder comunicarte con esa persona tan valiosa para ti, directamente.

Estás llegando a su bandeja de entrada, ¿te imaginas?

Es como si llamases al portero electrónico de un edificio y te abriesen la puerta del portal.

¡Un paso muy importante!

Ahora, tienes que conseguir que te dejen entrar a su casa.

Y para ello, no puedes hablarles constantemente de ti.

¿Qué harías tú si alguien llamase a tu puerta y solo hablase de lo maravilloso que es?

Adiós y muy buenas, ¡seguro!

Para fidelizar a tu cliente con campañas de email marketing, tienes que haber hecho los deberes y saber cuáles son los problemas a los que se enfrenta.

Y, resolvérselos, en cada comunicación.

  • Guíate por el principio de reciprocidad

Has conseguido que te abra la puerta.

Estás sentando en el sofá de su salita intentándole demostrar que entiendes las dificultades con las que tiene que lidiar cada día.

Tienes toda su atención para ofrecerle tus soluciones.

¿No crees que se merece algo a cambio?

Él o ella te está regalando su tiempo, y aunque sea inconscientemente, espera algo a cambio.

¿Qué le vas a ofrecer?

¿El último artículo en tu blog (que, por cierto, también resuelve uno de sus problemas)?

¿El capítulo de introducción de tu último libro?

¿Un descuento en el lanzamiento de tu nuevo curso?

La reciprocidad, además, te permite jugar con la expectación y la intriga.

Insinúales que hay algo especial para ellos en este boletín, pero no se lo entregues hasta el final.

¡Verás cómo mantienen la atención hasta la última palabra!

  • Mantén el mismo formato

Si mantienes una línea editorial en cada campaña que envíes, el cliente no solo sabrá qué esperar, sino que además aprenderá a reconocer tu imagen y tu tono de voz en cualquier lugar.

En esa newsletter ideal, el contenido cautivador debería convivir con una sección permanente dedicada a tu podcast, o a tu blog, o a tus lanzamientos, testimonios, citas, ofertas, etc.

  • Escribe de manera que parezca escrito por un profesional

Si tu meta es fidelizar a tu cliente con tus campañas de marketing, tienes que empezar por escribir como un profesional.

¡Cuidado!

Eso no quiere decir que tengas que escribir ni pomposamente, ni en un estilo corporativo.

Un copywriter profesional siempre sabrá cómo persuadirle para que tome la acción que a ti te interesa con palabras claras y concisas.

Si no tienes tiempo o no conoces los principios del copywriting aplicados al email marketing, te recomiendo que contrates a un profesional.

Y, una vez tú o ese copywriter, habéis creado un texto efectivo, tal vez sea el momento de dejar el proceso de publicación de tu campaña de email marketing, en manos de otra profesional.

Efectivamente, tu asistente virtual.

De esta manera, vas a estar fidelizando a tu cliente de manera totalmente automatizada y sabiendo que los resultados van a conseguir los niveles de fidelización y ventas que buscas.

¿Empezamos?

Ponte en contacto, y ¡hablamos de cómo poner este proceso tan eficaz en marcha!

 

[mc4wp_form id=”14332″]

¿Necesitas más tiempo en tu día a día para centrarte en lo importante de tu negocio?

Suscríbete y consigue acceso inmediato a mi Ebook "Libera el 30% de tu tiempo delegando en un Asistente Virtual"